Buscar este blog

Cargando...

viernes, 18 de noviembre de 2016

Oasis - Supersonic documental

Gran documental. Siempre he sido muy fan así que poco hacía falta para que me encantara. Mis añorados 90... doy gracias por vivir aquella época y Oasis fueron mi grupo, uno de mis grupos. 

Qué gran compositor es Noel, me encanta la parte de cuando presenta al grupo Live Forever y Bonehead le dice que eso no puede ser suyo. Estaban destinados a ser jodidamente grandes. De cómo les sorprende la acogida en su primera visita a Japón y empiezan a ser conscientes de la dimensión que se estaba alcanzando. Y luego estaban Tony y Guigsy, auténticos putos foreros que se vieron envueltos en todo aquello. 

Liam un tío al que la música acabó por entrarle tarde pero que supo ser un gran frontman con su personalidad y su tono voz (qué jodida maravilla cuando está grabando Champagne Supernova).

Probablemente, ojalá me equivoque, ninguno de nosotros podrá vivir de nuevo la eclosión de un grupo así, ni tendremos otros Guns ni otros Sex Pistols. El final del documental me deja un sabor amargo, la incertidumbre del presente panorama musical lleno de revivales y reuniones en masa. Cada uno, en su fuero interno, sabrá darle el significado a todo esto aunque a muchos seguro que nos evade la nostalgia y el recuerdo de un tiempo pasado que parece que fue mejor.

domingo, 10 de abril de 2016

Welcome back Guns N Roses


Aún es pronto para sacar conclusiones del reciente regreso del grupo pero he de decir que ahora sí que podemos llamar a esto GUNS N' FUCKIN' ROSES. Axl motivado, un Slash prodigioso y Duff controlando y supervisando todo. De Fortus no me esperaba menos de él, el nuevo Ron Wood de los Guns. ¿De verdad alguien espera que Izzy pueda llegar a este nivel? Lo dudo. El resto cumpliendo su papel, la luz de los focos no es para ellos.

El show del día 1 en el Troubador fue espectacular, probablemente la última vez que alguien pueda verlos en una sala de ese tamaño y con un sentimiento nostálgico de rememorar los inicios de la banda. Gran calentamiento en la que Axl se rompió el pie teniendo que ser operado y escayolado para la cita en Las Vegas. Dave Ghrol préstó su silla-trono de cuando se rompió la pierna para que Axl pudiese utilizarla, quién lo diría en los 90. Con todo ello, el no poder moverse le ha venido de perlas ya que ha podido sacar mejor voz centrándose únicamente en tener que cantar. 

Gestos, risas y miradas cómplices entre Axl y Slash, esto ha empezado a un nivel estratosférico y se supone que con el rodaje podrá ir a más. Estaremos atentos para ver cada movimiento.






viernes, 19 de febrero de 2016

El soho londinense, The Marquee Club (1)

Hoy vamos a hablar de una de las salas más importantes que ha dado el soho londinense, el Marquee Club.

La fecha de apertura data del 19 de abril de 1958 en el 165 de la Oxford Street en Londres. Pronto se convirtió en un lugar importante para el jazz y el rhythm & blues con leyendas como Sonny Boy Williamson, Alexis Korner's Blues Incorporated, o la gran harmónica de Cyril Davies entre los habituales del local.

Con la llegada de los 60, grupos de rhythm and blues tales como unos primerizos The Rolling Stones, John Mayall and the Bluesbreakers, The Yardbirds o The Animals anunciarían una época dorada en la música británica (los Stones celebraron en el Marquee su primer concierto datado en el 12 de julio de 1962).


Cartel del 1er concierto de The Rolling Stones. Keith parecía un miembro de los Monkees XD


El 13 de marzo de 1964 el lugar fue reubicado en el famoso y exótico barrio del Soho en Londresexactamente en el número 90 de la calle Wardour y se convirtió en una leyenda en la historia del rock. El club fue el lugar más importante de la escena británica que emergía y atestiguaría el nacimiento y el rápido ascenso de algunos de los artistas más importantes de los años 60 y 70, tales como Jethro Tull, Queen, Jimi Hendrix, David Bowie, Cream, Pink Floyd, The Who, The Nice, Yes (quién mantuvo una permanencia en el club), Led Zeppelin, King Crimson (también residentes), Genesis y muchos otros.


Hendrix en el 67'




The Who en el 68' y jersey de franela XD.


En los 70 sería testigo de la escena británica del punk y del New Wave con bandas tales como The Clash, Ultravox, The Pretenders, The Police, The Cure, The Damned, Generation X, Siouxsie & The Banshees y The Sex Pistols. También tocarían grupos como ACDC, los británicos Iron Maiden o Elton John entre otros.

En el año 88 el club se volvió a relocalizar, esta vez en Charing Cross (número 105), mientras el edificio original fue demolido, lo que representó una pérdida terrible e irreemplazable para el rock y la historia musical de Londres, pasando a estar ocupado por un restaurante. 



Guns N' Roses tocando en el 87' antes de cerrar en Wardour Street.



Las versiones posteriores que intentaron revivir al Marquee nunca duraron más de cuatro meses tras la  partida del gerente Pendleton, quien decidió abandonar la dirección del club a la par del cierre en Wardour Street. Sin embargo, el trabajo ya estaba hecho y el legado dejado sobrevivió al paso del tiempo y hoy se puede ver materializado en el Festival de Rock de Reading, que al igual que los Stones, The Who, Pink Floyd y compañía, nació en la escena del Marquee Club.





La localización en el 90 de Wardour Street en la actualidad. El edificio de ladrillo. 



En la esquina de la entrada reza esta placa. Grande.


lunes, 1 de febrero de 2016

Mick y Keith Richards.



Escuchando a los Stones es verdad que siempre me he sentido más atraído por la imagen de Keith como el "guay" del grupo; el yonki, el pasota, el rey de la fiesta, siempre caminando al borde del abismo y emergiendo triunfal en el último momento, mientras que Jagger tiene esa fama de ser más un empresario, una prima donna insoportable más cercana a la jet set que al proletariado del rock and roll.

Sin embargo, creo que en los tiempos recientes Keith se ha visto engullido por la propia imagen que él ha creado, siempre buscando un titular más escandaloso que el anterior porque sabe que diga lo que diga millones de personas le van a aplaudir por ser el tío más cool del mundo; el que se cae de cocoteros, el que sale en Piratas del Caribe, el que se esnifó las cenizas de su padre. Y creo que eso le ha acabado por convertir en una caricatura, por muy Keith Richards que siga siendo y por mucho que le sigamos queriendo.

Por el contrario, con los años he ido empatizando más con Mick como alguien que ha tenido que aguantar mucho. No olvidemos que en los sesenta y setenta los Rolling Stones de cara al mundo y la prensa generalista eran Mick Jagger, él era la imagen visible de la banda y el que tenía que dar la cara mientras Keith se lo pasaba bien tirando televisiones por la ventana. También ha tenido que aguantar tener a un yonki total a su lado y vivir noche y día con la incertidumbre de que en cualquier momento podría sonar el teléfono y alguien le informaría de que Keith la había palmado, mandando a los Rolling Stones (que eran toda su vida) al garete. Jagger asumió las riendas financieras de la banda porque alguien tenía que hacerlo. Y aunque ser un hombre de negocios no es tan cool como ser un drogadicto al que la policía detiene cada dos por tres creo que si Jagger no hubiera asimilado ese rol los Stones hubieran durado con suerte 10 años.

Han pasado 50 años, los Stones siguen adelante y al final lo que vale al margen de cualquier otra consideración es la música. En los últimos años Jagger se ha mostrado absolutamente incombustible sin embargo, he visto a un Keith totalmente descoordinado, más preocupado por hacer poses y fumarse sus trujas que por tocar los acordes correctos.

Mick sigue viviendo de su voz mientras que Keith vive de su leyenda. Dos opciones totalmente dignas. Pero sinceramente, se merece más respeto al Mick Jagger actual que sigue comandando a las masas como cuando tenía 25 años que al Keith que se arrastra por el escenario poniendo caras y dejándose cubrir las espaldas por musicazos como Daryl Jones o Chuck Leavell y que necesita poner a parir a compañeros de profesión (algunos de los cuales ya no están aquí para defenderse) para promocionar un nuevo disco

jueves, 21 de enero de 2016

La portada del primer álbum de Black Sabbath.


Aprovechando la anterior entrada del blog, en donde hablaba un poco del origen de la portada del Mellon Collie, cojo esa inercia para hablaros de la del primer disco de Black Sabbath (otro de mis discos favoritos y uno de los más importantes del heavy metal).

El álbum fue grabado con el productor Rodger Bain. Hubo ciertos problemas con él debidos a su intento de frenar el volumen y el nivel de saturación. Iommi le gritaba que lo dejará salir pues era parte de su sonido.

Bain y sus ayudantes mezclaron el disco en un día de diciembre, y añadieron los míticos efectos de sonido que lo abren. El grupo no sabía nada, pero estuvo de acuerdo, Iommi consideraba que le iba perfecto. Bain dirigió el artwork, y le describió a Marcus Keef el concepto general que buscaba. Fotografió el molino de Mapledurham (Oxfordshire) y utilizó su habitual técnica de saturación de colores.






El grupo no vio el diseño hasta que estuvo terminado. Al contrario de lo que piensa mucha gente, no tuvieron nada que ver con la foto del molino, ni con la cruz invertida ni el poema que contiene el LP. Aunque les gustó, reconocen que les trajo muchos problemas al atraer todo tipo de gente. 


Se desconoce la identidad de la modelo, aunque Iommi y Ozzy recuerdan que llegaron a conocerla, se les presentó tras un concierto en Holanda, alrededor de 1972. Se dice que sujeta un gato negro. Como me gusta el romanticismo, me quedo con la leyenda de que cuando hicieron la foto allí no había ninguna mujer jeje.



A mí gato le gustaría saber que sale en dicha portada XD.


No se conoce el autor del poema que contiene el LP pero se hizo inspirado en la portada. De Keef surgió la idea de la cruz invertida (aunque se le había atribuido erróneamente a Bain) y el primer logo de Sabbath.


Still falls the rain, 
the veils of darkness shroud 
the blackened trees, which, 
contorted by some unseen 
violence, shed their tired leaves, 
and bend their boughs towards 
a grey earth of severed 
bird wings. among the grasses, 
poppies bleed before a 
gesticulating death, and young 
rabbits, born dead in traps, 
stand motionless, as though 
guarding the silence that 
surrounds and threatens to engulf 
all those that would listen. 
Mute birds, tired of repeating 
yesterdays terrors, huddle together 
in the recesses of dark corners, 
heads turned from the dead, black 
swan that floats upturned in a 
small pool in the hollow. 
There emerges from this pool 
a faint sensual mist, that 
traces its way upwards to 
caress the chipped feet of 
the headless martyr's statue, whose 
only achievement was to die 
to soon, and who couldn't wait to 
lose. 
The cataract of darkness form 
fully, the long black night begins, 
yet still, by the lake a young girl waits, 
unseeing she believes herself unseen, 
she smiles, faintly at the distant 
tolling bell, and the still falling rain.

martes, 19 de enero de 2016

La historia detrás de la portada del Mellon Collie de Smashing Pumpkins.



En 2015 se cumplían 20 años de uno de mis disco preferidos, el Mellon Collie and the Infinite Sadness de Smashing Pumpkins. También llamado, en palabras de Billy Corgan, el The Wall de los 90'.

Además de la música, una de las que cosas que más me fascinan del disco es todo su artwork. Esa mujer mística, los planetas, la tipografía de la letra... La mujer está creada del cuerpo del "Santa Catalina" de Rafael y la cabeza es parte de "El souvenir" de Jean-Baptiste Greuze. Corgan encargó la portada al ilustrador norteamericano John Craig dándole ciertas pautas.



Yo también he flipado eh XD

La temática celestial, en palabras de Craig, estuvo inspirado en un libro infantil de la época victoriana y el collage que mencionamos arriba resultó de una larga búsqueda entre cuadros. Dado las ideas celestiales que se querían transmitir, la mujer no podía salir de pie por lo que para  ello se creo la estrella que contiene a la mujer. Al parecer, la estrella que contiene a la mujer, está sacada (supuestamente) de un anuncio de whisky en el que los vasos volaban por el cielo en ese tipo de estrella (de ahí el encaje circular de la mujer).



Los bocetos de Corgan jeje.

También es evocador la influencia del cortometraje Trip to the moon de Meliés en el videoclip de la canción Tonight, tonight, muy en la temática e ideas que Corgan tenía en la cabeza.



jueves, 14 de enero de 2016

Buen viaje a Marte, amigo...



Cuando aún nos estábamos recuperando de la muerte de Lemmy, el lunes nos despertábamos con otra noticia trágica para los amantes de la música; Bowie fallecía en Nueva York víctima de un cáncer que arrastraba desde hace año y medio. A nivel mediático ha sido todo un boom porque nadie conocía su estado de salud. Quizás ahora podamos comprender por qué tanto misterio alrededor de los 2 últimos discos que ha editado (el último apenas días antes de su muerte).

Hablar de la figura de Bowie es hablar de unos de los artistas más influyentes si bien, el siempre ha sido un buen observador de todas las tendencias que posteriormente ha ido incorporando a su música. Aunque siempre me ha gustado (el disco the rise and fall of Ziggy Stardust and the Spiders from Mars me parece fabuloso) como buen seguidor de Marilyn Manson siempre me ha cautivado la influencia que ha ejercido en éste. Mechanical Animals es el mejor guiño-tributo que jamás haya hecho nadie a Bowie.

Con su muerte lamentamos la pérdida de otro gran icono musical y me planteo la pregunta de ¿existe una generación rock que vaya a sustituir a la que nos va dejando? Es algo complicado. Vivimos tiempos en los que todo está hecho, cada vez es más difícil ser original o el darle una vuelta de tuerca a lo que se ha hecho. La oferta de grupos y músicos crece exponencialmente pero no es reflejo de nuevos aires o escenas. Habitamos en un mundo en el que actualmente existe una memoria muy a corto plazo, nivel de atención ínfimo, consumo rápido, cómida rápida... Quizás los iconos del futuro serán los grupos que más están sonando en la actualidad pero sólo el tiempo lo dirá. Yo mientras tanto sigo disfrutando de pequeñas joyas de grupos tanto actuales como Little Hurricane o cosas del pasado que parecen pasar desapercibidas o poco valoradas como Pentagram.

Hasta la próxima entrada, salud ; )